Antes de empezar a explorar las acciones y repercusiones que tienen los actos de violencia y qué sucede con lo conocido como karma oscuro vamos a ver ¿Qué sucede a nivel de karma cuando decidimos interrumpir nuestra vida o la vida de otra persona, de forma consciente? ¿Qué reacción generan ese tipo de decisiones en nuestras siguientes encarnaciones?

Como humanos creemos tener claro el concepto del bien y del mal y decidimos en función a ese concepto. No sólo decidimos, también juzgamos sin pararnos a comprender el alcance real, a nivel de Alma, de acciones como el aborto, la eutanasia o el suicidio y la función Álmica de estados vegetativos.

Esto que vas a leer a continuación no es un monologo sobre estar a favor o en contra de nada ni una defensa hacia ninguna de las posturas que podemos tener como humanos. Lo que vas a leer a continuación es el significado a nivel de Alma que acompañan determinadas circunstancias y la única función que tiene este artículo es que amplíes tu conciencia, sin juicios humanos. En ningún caso voy a señalar o a condenar ninguna postura como correcta o incorrecta porque sería perpetuar un juicio que te estoy animando a trascender mediante la comprensión profunda de la realidad del Alma.

Cuando hablamos a nivel de Alma no hay blanco o negro, ni bien o mal, ni errores o aciertos porque todo forma parte de un aprendizaje. El por qué las Almas deciden pasar por determinadas experiencias es algo que no puedo aclarar de forma global pero, si que podemos conocer qué sucede realmente en determinadas circunstancias y cómo repercuten esas decisiones en nuestra evolución.

INTERRUMPIR LA PROPIA VIDA

¿Qué sucede cuando un Alma decide interrumpir su vida en un determinado momento? ¿Qué sucede durante y después de un suicidio a nivel de Alma? Cuando un Alma encarnada en Humano decide interrumpir su vida mediante el suicidio es porque se siente incapaz de seguir con su aprendizaje en la Tierra. Y ese sentimiento de incapacidad es tan profundo que para esta Alma que sólo ve la opción de desencarnar para aliviar su sufrimiento. Sé que esta situación es profundamente dura a nivel familiar y que genera mucho dolor, pero… sin justificar los actos de nadie, creo que sólo alguien que está realmente pasando por un estado de dolor muy profundo llega a plantearse interrumpir su vida. A nivel de Alma, cuando alguien desencarna tras provocar su muerte, no hay castigo. Lo que suele suceder es que estás Almas llevan tanto dolor en sus cuerpos sutiles que son incapaces de hacer el traspaso de dimensión, lo que se conoce popularmente como ir a la Luz. Pero no van a la Luz porque su dolor es tan intenso, sus vibraciones son tan bajas -que no malas- que son incapaces de desprenderse de ellas y elevar su nivel vibratorio, no porque sean condenados y/o castigados de alguna forma al ser privados de Luz. Cuando, o solos o con ayuda de alguien, estas Almas son capaces de regresar al Hogar son puestos bajo la custodia de sus Maestros para que pasen un proceso de sanación y comprensión y, cuando sienten que están preparados para realizar nuevamente el aprendizaje, encarnan otra vez bajo las mismas circunstancias -o muy similares- que ellos mismos interrumpieron hasta que son capaces de superar dichas circunstancias y realizar el aprendizaje. Este aprendizaje, repito, nunca es impuesto. Nunca nadie nos obliga a encarnar en la Tierra y pasar por determinadas circunstancias. En la Tierra todos somos voluntarios y todos hemos elegido nuestra circunstancias con el fin de aprender y trascender pero este punto lo ampliaremos más adelante porque, como he dicho anteriormente, para el Alma no hay blanco o negro.

Lo importante es que comprendamos que cuando un Alma decide interrumpir su vida lo hace porque realmente no ve más salida y que dejemos de hacer juicios al respecto. Si hay un caso que no toca de cerca, recomiendo mandarle amor y compasión a esa Alma para que, en caso de no haber encontrado la puerta a casa, la pueda encontrar. En este punto no quiero alarmar a nadie porque la no-Luz no es ningún infierno. Las Almas que no están en Luz están en una dimensión en la que no comprenden mucho lo que sucede pero que no les genera dolor. Es más, cuando llegan a tomar conciencia de dónde están son capaces de  ir a la Luz por si mismos pero en el caso que no son capaces de hacerlo por si mismos muchas veces estas Almas se comunican en sueños con familiares o amigos cercanos para hacerles llegar el mensaje o optan por recurrir a alguien que tienes facultades de mediumcidad para que los ayude a ir a una dimensión más elevada. Una de las formas de ayudar a estas Almas cuando no tienes el recurso de la mediumcidad es poner en un jarrón nueve flores blancas y encender, al lado, una vela blanca por día durante nueve dias seguidos mientras -al momento de encender la vela- repites: _______  ve a la derecha y encontrarás la Luz. Una vez acabada la novena tira las flores si están marchitas o llévalas al monte, pero no las dejes en casa. No por nada malo, es que ya han acabado la función de ayudar a realizar un trabajo de Luz y ya no tiene sentido que las tengas. Las llevas al cementerio, al monte, al lugar que sea, pero no las dejes en casa ni las regales porque esas flores pertenecen a la persona que ha traspasado.

EUTANASIA SÍ O NO
La vida es un aprendizaje a nivel de Alma pero, algunas veces, este aprendizaje se realiza en circunstancias muy duras a nivel Humano, tan duras que hay Almas que pueden llegar a decidir interrumpir la misma. Aunque puede parecer un caso similar al del suicidio a nivel de Alma entra dentro de otra categoría porque incluye la participación de una tercera persona y porque la eutanasia suele considerarse dentro de un marco determinado de circunstancias como el caso de enfermedades degenerativas, dolor físico y/o vejez. En tales casos el traspaso a nivel de Alma es más sencillo porque suele ir acompañado de un estado de paz y de conciencia diferente que al del suicido porque está mucho más planificado y está planificado desde otro nivel. Lo que sucede cuando un Alma decide solicitar ayuda para dar por terminada con su encarnación es que esta Alma revisa los aprendizajes que ha interrumpido y elige si volver llevarlos a termino en las mismas circunstancias o estas son modificadas. La tercera persona que participa en el traspaso no es castigada por ello porque a nivel de Alma se mide la compasión. Si esa persona ha participado desde la empatía, la compasión y el amor a niveles muy profundos no tiene repercusiones. Ahora bien, si un Alma decide interceder en ello desde la indiferencia, la rabia o la ira, la misma Alma, suele decidir pasar por alguna situación-encarnación que le ayude a comprender esas emociones.

EL ABORTO
Cuando una mujer se queda embarazada nunca es por azar porque los procesos de encarnación requieren mucha preparación a nivel de Alma. En otras dimensiones no hay tiempo pero si hubiera tiempo podríamos decir que cada encarnación lleva una preparación de décadas. Nadie encarna por azar y nunca estas encarnaciones son algo improvisado. Cuando una mujer decide interrumpir un embarazo lo que está haciendo es interrumpir un aprendizaje. Cuando ella concluya con su encarnación tendrá que decidir si vuelve a repetir las circunstancias o si va a realizar este aprendizaje de otra forma. El Alma que no puede encarnar a causa del aborto vuelve al Hogar para buscar alternativas que le permitan venir a experimentar aquello que ha decidido experimentar. Ninguna mujer es castigada por abortar pero los abortos llevan una consecuencia implícita en si. Cuando una mujer aborta existe la posibilidad que el Alma que iba a encarnar a través suyo se quede en su cuerpo sutil en una especie de limbo. Esa Alma no puede volver al Hogar pero tampoco nace, queda ahí. Para que esto no suceda es recomendable hacer un trabajo energético muy sencillo. Si has abortado, aunque sea hace mucho tiempo, busca un día en el que puedas estar a solas y relajada y habla con el feto. Dile que lo amas profundamente pero que no viste más salida que interrumpir su llegada a la Tierra. Dale las gracias por elegirte como madre y dile que es libre de volver al hogar. Vas a llorar mucho porque van a salir muchas emociones pero es profundamente sanador. Yo no he abortado en esta encarnación pero hice el proceso de limpieza energética de abortos a nivel de clan familiar y de vidas pasadas y fue así como realicé el proceso. Puse música, prendí una vela y cogí un cojín que iba meciendo y con el que iba hablando. Después de hacer ese proceso tuve una menstruación de diez dias que no era más que la limpieza de los residuos energéticos de toda la energía que seguían anclada. En el caso de mi clan había desde abortos voluntarios hasta abortos naturales, que no fueron provocados. En todo caso, no se te ocurra hacer este trabajo de limpieza energética si no te dan -tus guías, tu clan o un maestro- las instrucciones precisas porque es algo muy fuerte pero, si alguna vez has interrumpido tu embarazo, coge un muñeco o un cojín y date el permiso para liberar todo lo que no te has permitido liberar. He dicho que lo hagas sola porque el aborto suele generar vergüenza en la mujer a un nivel muy profundo pero si hay alguien en quien confías y que te puede ayudar, no dudes en pedir su ayuda. Y no te castigues por ello porque a nivel de Alma no hay castigo, hay aprendizaje.

ESTADOS VEGETATIVOS
Cuando un Alma opta por un proceso de vida vegetativo, en el que parece no tener funciones de ningún tipo, es porque eso le sirve para evolucionar, aún cuando no comprendamos a qué nivel sucede esto. En este caso me refiero a Almas que no tienen funciones de ningún tipo durante un largo periodo de tiempo. Con corto me refiero a menos de 5 años. Recuerda que a nivel de Alma no hay tiempo y que 5 años no son nada. Cuando una persona entra en coma durante horas, dias, semanas, meses o menos de 5 años también está realizando un aprendizaje pero no es su aprendizaje o misión del Alma principal. Ante un caso de coma prolongado entiendo en la disyuntiva que se encuentra la familia y el entorno por eso voy a relatar mi experiencia en un intento de aclarar si las personas en coma escuchan, sienten o padecen por esta circunstancia.

Hace cuatro años, a raíz de problemas médicos, pasé un periodo de doce dias en coma inducido y con respiración asistida. Llegué al límite de la respiración asistida, un día más y me hubieran hecho una traqueotomía. Durante ese tiempo no sentí ningún tipo de dolor pero sí tenía emociones. No escuchas lo que te dicen porque no oyes nada en ese sentido pero sí te llegan las emociones de las personas que están a tu alrededor. Y sabes que hay algo que no es como siempre, pero no estás mal. Durante el tiempo que estuve en coma no recuerdo haber visto nada del otro mundo, de otras dimensiones quiero decir… pero a raíz de preguntar el por qué de todo ello sé que fui llevada a otra dimensión para hacer una evaluación y tomar determinadas decisiones. Como en otras vidas me había suicidado -y más de una vez- se me dio la opción de sanar esas emociones así, mientras me preparaban para todo lo que venía después… -sí, la Llama. En ese momento se me dio la opción de desencarnar sin tener que repetir la lección o de seguir con todo lo que venía detrás. Es decir, hubiera podido desencarnar en ese momento y dejar el proceso de la Llama Gemela para otra encarnación. Dicho esto ¿Qué hubiera sucedido con mi Llama Gemela? Pues supongo que él no estaría en el proceso de la Llama Gemela. Recuerda que todo el mundo tiene Llama Gemela pero que no todo el Mundo está en el proceso en esta encarnación. Como ese proceso no fue algo accidental, aunque a mi me pareció completamente accidental, ya estaban las alternativas presentes.

No te preocupes si no llegas a comprender lo que quiero decir con alternativas presentes porque hablaremos de ello, ahora sólo quédate con que nada sucede por azar y que el Universo está muy bien organizado.

En el caso de tener alguien en tu entorno que está pasando por este tipo de proceso y/o aprendizaje, intenta mantener los ánimos, las emociones y los pensamientos lo más altas posibles cuando estés a su lado porque eso le influye mucho. Y si te encuentras ante la duda de si mantener a alguien cercano a ti en tales circunstancias sólo puedo aconsejarte que pidas respuestas mediante meditaciones para que te llegue la información pero no creas que ninguna opción es correcta o incorrecta y no cargues con remordimientos y culpas porque nadie te culpa o te juzga en dimensiones superiores.

Y eso es lo que os invito a hacer frente a cualquier persona o circunstancia porque no sabemos qué pasa por la mente o el corazón de alguien que decide suicidarse, abortar o solicitar la eutanasia, entre muchos otros casos. Seamos compasivos y no juzguemos porque sabemos que jamás somos juzgados por la Divinidad.

Namasté 

QUIZÁS TAMBIÉN TE INTERESE

Virginia

Incendiaria, creativa, alternativa y combativa son las cuatro palabras que mejor me definen. El resto es relativo, subjetivo y negociable. Puro zen versión Rock and Roll, o me paso o no llego o me paro por el medio.
Virginia

Pin It on Pinterest